Era prácticamente un hecho. El brasileño pasó las pruebas para certificar que estaba en condiciones de correr y el equipo le quería para la carrera en Mid-Ohio. Tras unos días de decisiones, esta semana se ha hecho oficial que Pietro Fittipaldi vuelve a los circuitos tras el trágico accidente en las 24h de Spa que le rompió ambas piernas y le ha dejado fuera de las pistas varios meses.

Ayer el equipo Dale Coyne hizo oficial que Pietro Fittipaldi volverá este fin de semana a disputar las Verizon IndyCar Series en Mid-Ohio. El brasileño se volverá a poner a mandos del monoplaza #19 paras las cinco carreras que quedan del campeonato.

Tras más de dos meses de duro trabajo, perseverancia y rehabilitación, el rookie pasó los test de evaluación y ahora que puede volver, se muestra muy optimista y contento: “Estoy muy feliz de mi vuelta tras pasar mi evaluación física la pasada semana. Es todo un orgullo volver a estar aquí tras dos meses de duro entrenamiento, terapia física y trabajo para estar saludable y capaz de volver en forma a pilotar. Tras rodar mis primeras vueltas la pasada semana, estoy muy orgulloso porque he demostrado que soy capaz de hacerlo bien. Me sentí cómodo en el coche y los test fueron de maravilla”.

Mid-Ohio será mi primer fin de semana tras el accidente y estoy impaciente por empezar. Nunca he corrido en ese circuito, pero lo disfruté mucho durante los test. Es un circuito realmente técnico. Creo que la clasificación va a ser realmente importante porque no hay demasiados lugares donde adelantar. Tan solo no puedo esperar para volver a pista de nuevo“, añadía Fittipaldi.

Es una buena noticia para el mundo del automovilismo saber que el piloto brasileño vuelve a estar bien y en forma para trabajar y dar espectáculo a lomos de su Dale Coyne Racing #19.