Santino Ferrucci ha dejado de ser un chico malo para comentar que ha aprendido de lo que hizo en Fórmula 2 con su compañero de equipo Maini y con la escudería Trident. Lo ha hecho en la presentación como nuevo piloto del equipo Dale Coyne Racing para las dos próximas carreras de la IndyCar. 

El equipo anunció a Ferrucci como tercer coche Honda para las próximas dos rondas de la temporada de la IndyCar y acompañará a Sebastien Bourdais y a Pietro Fittipaldi.

La decisión no ha sido del agrado de los aficionados del equipo que vieron con malos ojos la acción de Ferrucci en F2 y como fue ‘baneado’ dos carreras antes de que el equipo Trident le diera patada.

Desde entonces, Ferrucci ha decidido poner sus esfuerzos en la IndyCar donde hizo su debut en Detroit. La próxima carrera en Portland será su primera participación después de todo lo sucedido en Silverstone.

Ferrucci ha sido repudiado desde hace unos meses, pero el piloto de 20 años dice entender qué hizo mal y ha aprendido de sus errores y se siente preparado para volver a la acción. “Si hablas con gente que realmente me conoce, sabrás qué es cierto y qué no lo es“, comentaba el americano.

Lo que pasó en Europa fue mi culpa. Yo fallé. He aprendido de ello. Desde entonces, he tenido mucho tiempo para reflexionar y entender qué hice mal y como cambiar para ser mejor“, añadía.

“Dejé que las emociones me llevasen. Pagué un precio muy caro. Ahora estoy preparado para volver a estar a los mandos de un monoplaza“, concluía Ferrucci.

El propietario del equipo hizo ojos ciegos a su actitud en F2 y ponía foco en la profesionalidad y calidad del piloto durante el fin de semana de Detroit.Él no quería ser un mal chico“, comentaba.

“Personalmente creo que todo pasó en un mal momento y se sobre dimensionó demasiado. El error le ha costado mucho, pero ha aprendido de lo que pasó. Tiene 20 años, pero ha madurado con lo que ha pasado. Ha aprendido la lección“, aumentaba Dan Wheldon.

Ferrucci tendría unas últimas palabras para Wheldon:Dan ha cambiado mi vida. Si no fuera por él, no tendría mucha más carrera en el automovilismo. Realmente quiero estar en la IndyCar durante toda la temporada”.

Parece que el americano ha aprendido la lección, o eso dice. Ferrucci tuvo un comportamiento inaceptable con el equipo y con su compañero, pero aún es joven, por lo que si tiene un comportamiento ejemplar en la Indy, puede que se le reconozca como un piloto digno.