La polémica entorno a la llegada de mujeres a la Formula 1 está bien presente en el Paddock tras las recientes declaraciones de Carmen Jordá tras probar un Formula E en México. Las palabras de la piloto española han causado mucho furor alrededor, con muchas respuestas y críticas a Jordá. 

No obstante, mientras la española es objeto de crítica por sus palabras, por otro lado la colombiana Tatiana Calderón fue anunciada como piloto de desarrollo de Alfa Romeo Sauber en la Formula 1. Ayer mismo, los suizos hacían oficial la renovación de Calderón en el mismo Circuit de Barcelona-Catalunya, donde la colombiana acabó atendiendo a la prensa en una pequeña conferencia por la tarde.

“Creo que estoy preparada, llevo 14 años soñando en subirme a un F1 y creo que las categorías de fórmulas de la GP3, la F3, etc. preparan muy bien para cuando tienes que dar el salto a la F1. Creo que estoy lista”, afirmaba con ilusión Calderón nada más ser confirmada como nueva piloto de pruebas de Alfa Romeo Sauber.

Respecto a su papel en el equipo solo se limitó a dar unos pequeños detalles, sin confirmar un programa a seguir durante este 2018. “Seguiré en el simulador, además de ir a más carreras este año con el equipo. Probaré el coche, que es lo primordial”, decía. “Fueron ellos los que me dieron la primera oportunidad. Fueron quiénes creyeron en mí, y creo que me he ganado mi sitio en el equipo demostrándolo en mi trabajo en el simulador. Para mí es importante porque siguen creyendo en mí y siguen dándome oportunidades”, confesaba Tatiana al ser preguntada por la elección de continuar con los suizos por segundo año consecutivo.

Pero el tema candente llegó a la rueda de prensa, y la colombiana fue preguntada por las recientes declaraciones de Jordá. Calderón quiso mantenerse un poco al margen, pero sí que contradijo las polémicas palabras de la española. “Nunca me he montado en un coche de Formula E como para saber si es fácil o no de pilotar, pero creo que realmente no he sentido que haya una barrera física. Obviamente somos distintos y las mujeres tenemos menos fuerza y menos masa muscular, pero yo lo he suplido con entrenamiento y no creo que sea un problema físico”, subrayaba contundentemente.

Susie Wolff fue la última en rodar en F1 y ya demostró que no había una barrera física. Entonces, yo espero poder demostrar que podemos competir”, continuaba al respecto. “Admiro mucho lo que hizo y lo que está haciendo por el deporte y por las mujeres. Es una referencia y es una lástima que no tuviera la oportunidad de competir y demostrar, ya que creo que estaba preparada para hacerlo”, dijo dirigiéndose a Wolff, la última mujer en pilotar un F1 de forma oficial durante el GP de Gran Bretaña de 2015.

‘Tata’ también estuvo hablando en su papel dentro de la FIA, que este año aumenta y la coloca como líder de un nuevo proyecto. “Este año soy la representante de las pilotos de la FIA Women in Motorsport Commission. Ya tuvimos la primera conferencia y ver un poco el plan que se tiene para incentivar que haya más mujeres en el automovilismo. Mañana (miércoles) podré anunciar el proyecto que se viene, pero la idea es de tratar de empezar desde muy pequeñas, para que la próxima generación se entere de que realmente es para los dos géneros”, dijo.

Una de las ideas que surgió para solucionar la falta de mujeres en la F1 fue la de crear un campeonato femenino. No obstante, la idea no tuvo el apoyo social que se esperaba, algo que reafirma la colombiana de 24 años. “Me gustaría ser la próxima mujer en competir en F1. Realmente creo que no hace falta un campeonato de mujeres, porque podemos competir mano a mano, no es una limitación física. Lo podemos hacer muy bien”, declaró nuevamente de forma contundente.

“Como todos los deportes, este es muy exigente. Primero somos atletas y luego eres un especialista en tu disciplina. Cuando entreno en los Pirineos suelo hacerlo de 9 de la mañana a 8 de la noche, con una pausa para comer. Hay mucha parte física y mental”, añadía.

Calderón concluyo hablando sobre este 2018 y su foco para esta temporada en la GP3 Series, donde correrá por segundo año consecutivo y lo hará en Jenzer, diciendo que “siento menos presión que en otros años, la verdad. Tuvimos un buen inicio con la GP3 en las pruebas de Paul Ricard. Está en mis manos demostrarle al equipo que sigo progresando y obviamente mi foco es GP3 porque creo que me puede abrir muchas más puertas y oportunidades que aquí”.