Nueva victoria del ruso de PREMA dominando la carrera de principio a final en una cita marcada por la mala actuación de los contendientes al campeonato, con Schumacher 6º, Ilott 18º y Tsunoda 17º.

El Campeonato no se ha podido decidir en el primer asalto en Baréin para esta F2 con los principales contendientes al título sin grandes actuaciones en el global del fin de semana. La carrera se ha iniciado con una gran salida de ‘Rob’, manteniendo el ruso el liderato de la carrera en un ‘flag to flag’ que nos recuerda porque el rookie ha tenido opciones de título durante casi todo el año.

El momento clave de la carrera ha sido el incidente que ha implicado a Ilott, Daruvala y Schumacher, ya que el británico ha bloqueado frenos provocando el abandono del piloto hindú y obteniendo una sanción que le ha relegado al final de la parrilla a más de un minuto del líder. Mick, por su parte, ha realizado una carrera bastante discreta, aunque ha conseguido ampliar mínimamente la renta en el campeonato. 205 para el alemán por 191 del británico¸ con todo por decidir la semana que viene en el trazado exterior de este mismo circuito.

Pedro Piquet, otro de los protagonistas de la carrera logrando rozar el podio tras una impresionante remontada, lastrada en la penúltima vuelta por un fallo mecánico en su Charouz, aunque el equipo no se ha ido con las manos vacías tras el podio obtenido por Deletraz, que, como Armstrong, han mostrado este fin de semana un ritmo competitivo similar al atesorado al principio de la temporada.

La semana que viene se decidirá de manera matemática entre Schumacher, Ilott, Mazepin, Shwartzman y Tsunoda, todos en el arco de los 48 puntos restantes a repartir entre la ‘pole’ y las dos carreras, las cuales se celebrarán en el trazado exterior de este mismo trazado.