Tras el DohaGP, segundo Gran Premio en el Circuito de Losail, el Mundial de MotoGP pone rumbo a el Circuito de Portimao con varias pistas sobre cómo puede ir la temporada. 

Parecía que no llegaba nunca el momento en que pudiéramos ver rodar de nuevo las MotoGP y resulta que ya llevamos dos grandes premios de los veintiuno que hay programados – siempre que la evolución de la pandemia lo permita, eso está claro-.

La verdad es que estos dos grandes premios en el Circuito de Losail han dado para mucho. Losail es un trazado totalmente distinto a los que vienen de ahora en adelante. Para empezar, los pilotos no tendrán que volver a enfrentarse a la sucia arena del desierto de Doha, que hace de la pista un terreno resbaladizo donde salirse un poco de la trazada puede provocar una caída. Tampoco no tendrán que correr más bajo la luna y la luz de los focos. Es por eso, entre otros muchos factores, que lo que hemos visto en este GP no es concluyente sobre como irá la temporada. No obstante, si que podemos hacernos una idea sobre quienes pueden ser los hombres fuertes en cada categoría.

MOTO3: LA IRRUPCIÓN DE LOS ROOKIES

Ya lo vimos en el #QatarGP, pero este #DohaGP nos ha dejado claro que los rookies no dan brazo a torcer. ¿Quién dice que ser rookie es sinónimo a no meterse de lleno en la guerra? Eso nos han demostrado pilotos como Pedro Acosta o Izan Guevara. No obstante la gran sorpresa fue la victoria de Pedro Acosta este pasado domingo. Esperábamos la victoria de pilotos veteranos como su compañero de equipo, Jaume Masià, o tal vez el hispano argentino Gabriel Rodrigo. Pero no fue así.

Por culpa de una sanción, Acosta partió del pitlane con una gran desventaja y llegó a estar a 11 segundos del grupo delantero, pero contactó a falta de ocho vueltas con él, se puso en cabeza y ganó en el Circuito de Losail. Sí. Un rookie. Pero como dijo una vez Márquez a Quartararo: «de rookie poco». 

Actualmente lidera el mundial con 45 puntos. Seguido de Binder, uno de los hombres fuertes de esta temporada. Tras Binder, un Masià que busca este año sí, finalizar como el piloto con más puntos de la temporada.

Vivimos una de las carreras más emocionantes de las últimas temporadas, y eso que el listón está alto en esta categoría, que nunca deja de sorprender. Veremos la guerra que van a darnos los rookies.

MOTO2: LOWES, EL IMPARABLE

Moto2 también dejó momentos para el recuerdo. Una vez más, Sam Lowes confirmó lo agusto y fuerte que se siente esta temporada. El de Lincoln partía de la primera línea tras lograr la pole del DohaGP el sábado. Tal y como sucedió en el QatarGP, se escapó de sus rivales y logró mantenerse en primera plaza durante prácticamente toda la carrera. Tras él finalizó Remy Gardner, otro de los candidatos al campeonato 2021.

Y es que el Red Bull KTM Ajo se sintió fuerte durante todo el DohaGP. El compañero de equipo de Gardner, Raúl Fernández – y también un rookie no tan rookie – logró finalizar en una merecida tercera plaza después de encabezar las tablas de tiempos de varios libres. Sin duda, otro hachazo de un rookie. Veremos que sucede en un futuro y quienes pueden alzarse como candidatos claros al mundial, pero hasta ahora, estos son los tres nombres que más resuenan, junto al de Marco Bezzecchi, que finalizó cuarto.

MOTOGP: EL DIABLO VUELVE Y DUCATI DA UN GOLPE EN LA MESA

El pulso en MotoGP lo ganó Fabio Quartararo. ‘El Diablo’ está de vuelta, pero de que una Ducati le quita el trono. Jorge Martín, el rookie del equipo Pramac de Ducati, lideró prácticamente toda la carrera hasta que a falta de unas pocas vueltas para el final le sobrepasó la Yamaha de Quartararo. También lo hizo más tarde Johan Zarco, su compañero de equipo.

Los tres pilotos demostraron un gran nivel y un ritmo excelente. La sorpresa sin duda fue Jorge Martín, que partía de la pole, pero eran pocos los que esperaban esta brutal actuación en carrera del de San Sebastián de los Reyes. En general, las Ducati han demostrado ser superiores en velocidad punta en este trazado de Losail. No sabemos que ocurrirá de ahora en adelante, pero lo que está claro es que han dominado de forma absoluta las dos carreras en Qatar.

En cuanto a Yamaha, hemos visto dos victorias en dos carreras que llevamos. Primero de Maverick Viñales y después de Fabio Quartararo. Ambos partían como claros candidatos al campeonato 2021, junto al actual campeón, Joan Mir, y han acabado confirmando que las apuestas con ellos son más que probables. Viñales finalizó quinto este DohaGP.

En cuanto a las Suzuki, tampoco podemos descartarlas. Álex Rins finalizó cuarto, muy cerca del podio. Mir venía en remontada cuando tuvo un incidente con Jack Miller, que le catapultó hasta la novena plaza, donde acabó finalizando. Ni mucho menos son dos pilotos para descartar.

Veremos que acaba sucediendo esta temporada. Como he comentado en las primeras líneas de este mismo artículo, es complicado sacar conclusiones sobre estos dos GP, ya que las condiciones no son nada parecidas a los otros trazados que están por venir. Además, sabemos que este trazado es favorable a Ducati y Yamaha, mientras marcas como Honda o KTM históricamente siempre sufren mucho. Esperaremos a ver que pasa en la siguiente, donde probablemente reaparezca el ocho veces campeón del mundo, Marc Márquez.