Casi un año (agosto, 2017) después del fatal accidente que le costó la vida posteriormente al ex piloto, los hijos de Ángel Nieto han conseguido que la Audiencia de Palma reabra el caso para seguir investigando sobre los hechos de la muerte del 12+1. La causa judicial fue archivada provisionalmente, en febrero del presente año.

Quad que conducía Nieto en el momento del accidente | Foto: EFE

En la primera resolución del juzgado de Instrucción número 2 de Ibiza, se dictó que la mujer alemana que golpeó el quad de Nieto estaba bajo una responsabilidad de “culpa leve“. En otras palabras, la Sala alegó que la conductora no cometió ninguna infracción penal. A demás, destacaba la “negligencia o incumplimiento” del campeón por no llevar el casco bien abrochado.

La familia de Nieto presentó en su día dos recursos de reforma contra este archivo debido a que consideraban que el atestado redactado únicamente por la Guardia Civil tenía “contradicciones y deficiencias” que no fueron consideradas en el momento del procedimiento para archivar el caso.

Ahora, la Sala de la Audiencia Provincial ha ordenado a la jueza que se encargó de instruir el caso que lo reabra y que, por lo menos, llame y tome declaración a la mujer alemana que golpeó el quard en el que el piloto iba conduciendo. De la misma manera que en los primeros recursos interpuestos, la familia de Nieto sigue alegando que solo se tiene en cuenta la versión de la policía y reprochan a la justicia que solo se basen en ese atestado.

Galete Nieto, Team Principal del Ángel Nieto Team e hijo del eterno 12+1, aseguraba que se enteraba de la noticia a través de su abogado. Es una muy buena noticia para todos nosotros. El atestado tiene incongruencias y faltan muchos datos. No quedan claras cuestiones sobre el casco que llevaba mi padre, la distancia de seguridad que mantuvieron los vehículos, etc; comentaba en la revista Semana.

 

Gelete Nieto, acudiendo al tanatorio donde se encontraba su padre. | Foto: Semana

Tras esta confirmación oficial, no podemos obviar la otra parte. Galete, muy correctamente, ha afirmado que tanto él como la familia son conscientes que el accidente no ocurrió con una finalidad penal; sino que fue por culpa “de un despiste”. Afirma que no pretenden ir a contra ella ni acusarla. La intención de la familia tan solo es saber qué pasó.

Con la petición de la reapertura de la causa no pretendemos acusar a la otra parte de nada. Entendemos que fue un accidente provocado por un despiste, no porque ella cometiese alguna infracción penal. A esta mujer alemana la pudimos ver en su momento y se mostró muy afectada por lo sucedido. Para mí es una víctima más. No pretendemos ir  a por ella, tan sólo aclarar cómo ocurrió el accidente.