Pasado el ecuador de la temporada, los equipos del Mundial de Superbikes siguen perfilando cuales serán sus respetivas alineaciones de cara al año 2019. Tras conocer la renovación de Rea por el Kawasaki Racing Team y la marcha el próximo año de Tom Sykes de este mismo equipo, el último en hacerlo ha sido Yamaha, que ha confirmado que tanto Alex Lowes como Michael van der Mark continuarán siendo sus dos pilotos oficiales.

El acuerdo de renovación entre ambas partes se firmó unos días antes de la prueba del Mundial en Misano (Italia). El anuncio llegapocos días antes de que ambos pilotos disputen las 8 horas de Suzuka con la marca de los japoneses y en el parón veraniego donde se esperan que se sigan anunciando más noticias oficiales dentro del paddock de Superbike acerca de la temporada siguiente.

Esta pareja de pilotos lleva junta desde la temporada 2017 y quieren seguir evolucionando y mejorando los resultados encima de las Yamaha YZF-R1 con la que disputan las pruebas del Mundial de Superbike.

Van der Mark es tercero en la clasificación general y ha logrado dos victorias y siete podios hasta el momento este año; Alex Lowes, también subió a lo más alto del podio esta temporada, en Brno donde sumó su primera victoria dentro del Mundial de Superbike.

Van der Mark se mostró satisfecho con el acuerdo: “Estoy muy contento de haber firmado para una tercera temporada con Yamaha. Confío en este proyecto, Yamaha cree en mí como piloto y esto lo convierte en una combinación sólida. Mientras trabajamos para mejorar, está claro que han progresado significativamente, hasta el punto en que ahora estamos ganando carreras y peleando delante cada fin de semana. Espero continuar esta tendencia y dar el siguiente paso mientras trabajamos hacia nuestro objetivo principal, que es luchar por el campeonato”.

Por su parte, Alex Lowes también se mostró feliz tras poder ampliar su vínculo con la marca de los diapasones dentro del Mundial de Superbike: “Estoy muy contento de continuar siendo parte del proyecto Yamaha para el WorldSBK, donde he participado desde que regresaron en 2016. Desde entonces hemos pasado por muchas cosas juntos, algunos altibajos, pero definitivamente ahora estamos en una trayectoria ascendente.Fue grandioso ganar mi primera carrera en esta temporada, pero este éxito solo significa que esperamos más cada fin de semana. Creo mucho en este proyecto, mi ambición siempre ha sido lograr el título y no creo que eso sea poco realista, dado el progreso que hemos logrado. Nunca he disfrutado tanto al competir como lo hago con este equipo y continuaré dando todo para llegar a donde Yamaha necesita estar. Agradecer a Eric de Seynes, Andrea Dosoli y Paolo Pavesio de Yamaha, y a Paul Denning, del equipo, el creer en mí”.