Con casi una hora de retraso y con unas expectativas muy altas Red Bull presentó su nuevo monoplaza para 2018. No han fallado. Con una decoración provisional, el Red Bull presenta una estética envidiable, con una aerodinámica que dará que hablar.

Los de Milton Keynes avisaron que quieren ser competitivos desde la primera carrera, aunque el mismo Helmut Marko apunta que será difícil que luchen por el campeonato esta temporada: “El motor Renault debería ser más fiable y potente en 2018, y lucharemos con un chasis competitivo. Pero si Mercedes produce un nuevo motor, la cuestión es saber si tiene todavía más ventaja. Pero deberíamos estar más cerca de Mercedes

Confían en una mejoría sustancial del rendimiento del motor Renault, que les proporcionen energía para sus nuevas alas. Será seguramente, la clave para ver a los Red Bull luchando por vitorias. La temporada pasada ya ganaron en tres ocasiones. Ricciardo en Azerbaiyán y Verstappen en Malasia y México.

El nuevo Red Bull dará sus primero pasos, si la niebla de Silverstone lo permite, en la misma jornada de hoy. Será Daniel Ricciardo quien estrene su nuevo monoplaza en el filiming day de Red Bull, al que la escudería considera como muy valioso para recoger las primeras sensaciones del monoplaza.

Otro de los puntos a destacar ha sido la decoración del coche. El camuflaje negro y azul, con la publicidad blanca, hacen una combinación realmente llamativa. Red Bull se ha encargado en el mismo comunicado de presentación de apagar esperanzas de un nuevo diseño. Los colores definitivos de la escudería serán presentados de ara los test de Cataluña o incluso en la primera carrera en Australia.


El RB14 nace para lograr una regularidad que el año pasado no tuvieron, por muy bueno que aerodinámicamente fuera su antecesor. Entre Ricciardo y Max sumaron 13 abandonos que les impidieron luchar de tú a tú con Ferrari y Mercedes.

Red Bull, siempre hace las cosas bonitas.

Foto: RedBull