Matthew Brabham ha oficializado hoy su participación en la PIRTEK Enduro Cup de los Virgin Australia Supercars. El equipo: el Charlie Schwerkolt Racing, y será el copiloto de Lee Holdsworth. 


Los Virgin Australia Supercars empiezan a definir su parrilla para la PIRTEK Enduro Cup de 2018. Este pequeño campeonato dentro del principal está compuesto de tres eventos en los que los pilotos compartirán coche con otro compañero: Sandown, Bathurst y Surfers’ Paradise. Hoy se ha confirmado que Matthew Brabham formará parte del Charlie Schwerkolt Racing y acompañará a Lee Holdsworth.

El apellido Brabham es sinónimo de velocidad en Australia. El legado de Sir Jack Brabham es enorme, tanto en sus dos hijos -David y Geoff- como en su nieto, Matthew. Actualmente compite en los Stadium Super Tracks, además de haber probado suerte en las 500 millas de Indianápolis en 2016. Para el jefe del equipo, Charlie Schwerkolt, la llegada de Brabham es especial.

“No hay un nombre más grande en el deporte motor australiano que Brabham. Estamos encantados que Matt haya aceptado ser parte de Preston Hire Racing”, ha explicado Schwerkolt.

“Matt es un competidor nato. Y lo digo sin mencionar aquello de que le va en la sangre, y creemos que complementará perfectamente a Lee Holdsworth”, ha continuado Schwerkolt.

Matt ya ha competido en los Supercars. Lo hizo la temporada pasada en Barbagallo, con Lucas Dumbrell Motorsports. La necesidad económica de la formación hizo que el segundo asiento fuese un caramelo para aquellos que pudiesen permitírselo. Sus resultados no fueron los mejores, y se espera que su velocidad mejore para 2018.

Los Supercars es una de las categorías más importantes y estoy agradecido a Charlie y a Markus -Preston, patrocinador- por la oportunidad que me han brindado. Mi aparición en Perth ya me dio una muestra de lo que son los Supercars, y quiero volver cuanto antes”, ha relatado Brabham.

Brabham participó en las pasadas 12 horas de Bathurst. Ganó la categoría C junto a Aaron Seton -hijo de la leyenda Glenn Seton- y Tony Longhurst, uno de los pilotos más veteranos de las parrillas australianas. Eso le ha dado el pasaporte para la PIRTEK Enduro Cup, pues pocas veces se confía en pilotos que no han rodado en el Mount Panorama. Además, Brabham confía mucho en Holdsworth

“Tuve mi primera experiencia en el Mount Panorama en las 12 horas de Bathurst, y pensar que la próxima vez que vuelva a la Montaña será en un Supercar es muy guay. Lee -Holdsworth- es un piloto de primera clase y siempre se ha portado bien conmigo, por lo que creo que nos complementaremos bien“, ha concluido el ‘aussie’.

Los Virgin Australia Supercars arrancarán el fin de semana del 2 al 4 de marzo en Adelaide, con la disputa de la antiguamente llamada Clipsal 500. Brabham tendrá también varias sesiones de entrenamientos libres para aclimatarse al Holden Commodore ZB, y saldrá a pista de forma seria en Sandown, a mitad de septiembre.

Foto | BAM Media Press Release